Ir a…

RSS Feed

Caraota tecnológica; por Juymar García



Los contenidos de una web son para los clientes,

no para alagar al director de la empresa

 

Muchas personas nos han preguntado, cómo hemos logrado posicionarnos en tan poco tiempo, con tanta competencia, y es que para compartir en el mercado de las redes sociales no hace falta tener grandes gestores de contenidos o un Social Media Content. Basta analizar cada red que queremos o hemos escogido para lograr la llave del éxito. Muchos también por el solo hecho de estar en el mundo de las redes descuidan sus armas secretas, como lo son sus sitios web y sus blogs, idea nefasta que más que ayudar hacen que las redes se conviertan en un chat y no en un sitio que impulse las visitas a mis contenidos, que por lo general están es allí, en la web o en nuestro blog.

Durante mucho tiempo las redes sociales y el mercadeo de contenidos pueden haber parecido intercambiables, que sirven para todas las redes, pero en realidad son muy diferentes. A pesar de que muchas veces suelen solaparse y pasar desapercibidas, la forma más efectiva de pensarlas es tener claro qué necesitamos para conseguir un contenido a la medida de cada red y es allí cuando precisamos algunas claves para afrontarlas de manera indistinta y no cometer el error de repetir por todas las redes información que fue exclusivamente creada para otra.

Comencemos por algunas claves que debemos determinar para que desde mañana sus contenidos sean únicos, exclusivos y dedicados a su audiencia: Escuchar a nuestra audiencia, o en este caso mirar lo que prefiere nuestra audiencia, es la base esencial para lograr entender qué les importa a ellos y que ellos sientan que a nosotros ellos también nos importan, sólo así lograremos los contenidos más relevantes.

La distribución de contenidos de nuestra empresa u organización, es decir el enfoque que demos, dependerá obviamente de lo que deseamos lograr o sacar de cada red. En resumen, no podemos tener contenidos sin tener claras las metas que deseamos alcanzar a través de cada red social. En esta entrega de #CaraotaTecnologica, pretendo esbozar los fundamentos de la elaboración de un plan de contenidos para Redes Sociales, y también comparto algunos elementos clave del plan de CMI como un ejemplo de trabajo.

Muchas organizaciones en la actualidad siguen utilizando las RRSS para escuchar- y es muy válido- cómo se comportan sus productos, bienes o servicios en ellas, cómo valoran su presencia y es en ese punto cuando deciden lanzar sus campañas o contenidos, pero para que esta hazaña de emprender en redes sea efectiva deben poner algunas cosas en su lugar antes de confundirse, sin necesidad.

Inicio al contenido: Nuestro sitio web y nuestro blog son en principio el componente clave de la estrategia de contenidos a seguir y es que, en estos sitios, es donde sembramos la primera relación con nuestros seguidores y lo más importante, nuestros posibles clientes, sin ánimos de ser ostentosos. Como dicen Joe Pullizzi y Robert Rose en su podcast “debemos de dejar de construir nuestros contenidos en tierras alquiladas”.

(*) Joe Pullizzi y Robert Rose

http://contentmarketinginstitute.com/pnr-with-this-old-marketing-podcast/

Presencia constante: Nuestros sitios son nuestros, únicos, pensados y diseñados a la medida de nuestra oferta. Tener una presencia obsoleta en una red social se ve mucho peor que no tener presencia en absoluto. Antes de comprometerse en una plataforma, asegúrese de que tiene los recursos que necesita para actualizar constantemente sus contenidos.

Un plan de contenidos: Es necesario comprender por qué queremos comunicar en una plataforma determinada, y lo que vamos a entregar en ella.

La llave que abre la puerta: Si somos nuevos en la gestión de contenidos y en la implementación de nuestras redes sociales, lo mejor es comenzar poco a poco. Debemos en principio, considerar que las plataformas sociales superiores como Twitter, LinkedIn, Facebook y YouTube tienen una concentración de audiencias, de preferencias y debemos analizar dónde se están congregando esas audiencias y qué es lo que prefieren.

Elementos clave de un plan de contenidos de Social Media:

Como mencionamos anteriormente, para obtener mejores resultados, es necesario tener un plan específico para cada red social, distribuiremos entonces nuestros contenidos, el hecho de que se puede compartir algo en cada red existe es cierto, pero no significa que usted deba hacerlo en todas las redes. Para crear un plan básico de contenidos de social media, debemos respondernos algunas de estas preguntas para cada red que estamos considerando utilizar como medio de comunicación efectivo:

1.- ¿Cuál es el objetivo de esta Red Social?

Necesitamos tener una razón para estar en cada red en la que decidimos publicar contenidos. La respuesta básica es: “Para ganar seguidores” y esta no es una razón viable, de por sí, pero “para ganar seguidores en cualquier red social, con la finalidad de impulsar el conocimiento de nuestra marca y el tráfico a nuestro sitio web” puede ser la más razonable. La parte importante aquí es que su contenido, en cualquier red será un medio para convertir al espectador en dar el siguiente paso en su proceso de compra deseada – es decir, moverlos de visor web a seguidor en la red y de seguidor en dar el siguiente paso en su proceso de compra. es decir, moverlos de visor web a red seguidor, de suscriptores de correo electrónico, asistente a eventos, o al objetivo de conversión a elegir dependiendo de la red seleccionada.

2.- ¿Cuál es la acción deseada?

Al igual que en el punto anterior, es necesario averiguar lo que usted quiere que sus seguidores hagan en cada red. ¿Compartir? ¿Comentarios? ¿Visitar su sitio web? ¿Registrarse para algo?.

3.- ¿Cuál es el tipo específico de contenido que la audiencia quiere para seguirle en esta red o en mi sitio web?

Lo principal es personalizar el contenido que se distribuya en cada canal. Considere qué mensajes son apropiados para cada red y crear un mensaje sirva de resonador en esa audiencia específica. Piense en el tipo de necesidades de información que tienen sus seguidores y cómo puede ayudarlos. ¿Se publicará principalmente textos, imágenes o videos? Eche un vistazo a los análisis de semanas anteriores y tome en cuenta día, hora, contenidos e imágenes que más interés despertaron, y plan hecho, en esos deberá insistir y persistir. Si no tenemos un análisis propio nos inspiraremos en lo que más se está comentando y en los TT que se manejan mundialmente. Sectorizar la información por TT de regiones específicas no aporta resultados globales, sino regionales.

4.- ¿Cuál es el tono adecuado para la red?

Al considerar los temas y formatos de contenido en cada red, determinaremos cuál debe ser el tono general para ella. ¿Amistoso? ¿Divertido? ¿Conversacional? ¿Profesional?

5.- ¿Cuál es la velocidad ideal? Hablando de periodicidad

Una buena idea para comprender la frecuencia con la que desea publicar el contenido en cada red. Es fijarse un horario que se convierta en acostumbrado, que se le extrañe a una hora determinada y que esa sea su marca, su sello, su identificación con sus lectores.

La cantidad de mensajes que desea publicar por día / semana? ¿A qué hora del día es el mejor? Va a tener diferentes cadencias dependiendo de si va a enviar/ responder a los mensajes, sea cual sea la red, actualizando su estado o publicando un nuevo documento, por ejemplo.

Como asesora de Social Media he encontrado que: en Facebook se puede publicar una vez o dos veces al día, el seguimiento de Twitter debe hacerse durante todo el día, y pasar tiempo cada día en LinkedIn funciona mejor linkeado con un blog. Sin embargo, cada organización es diferente, por lo que tendrá que pasar algún tiempo para determinar el horario que funcione mejor para usted y sus clientes.

Deje que sus objetivos dicten las pautas a seguir con relación al contenido de Social Media. ¿Por ejemplo, si el objetivo de su plan de contenidos es aumentar suscriptores de correo electrónico, ¿realmente tendría sentido compartir todas las entradas de su blog/web en Facebook y Twitter? ¿Qué razón podría tener un lector para suscribirse a su blog si puede obtener la misma información en las redes sociales que ya visitan con regularidad?

Piense en cómo se puede reutilizar el contenido que comparte en sus redes sociales, tanto en lo que se aplica a sus objetivos para cada red y a sus objetivos empresariales.

Un ejemplo de CMI (Competencia para el manejo de la información) SMC (Social Media Manager y SMC (Social Media Content)

Como las acciones de los SMC/ SMM y CMI han crecido tanto en los últimos siete años, por lo que, también, es nuestra reputación en redes sociales. Al principio, podemos ser un poco caóticos y admitirlo, con nuestra humildad; pero con el paso de los años y la experiencia ganada, hemos desarrollado un plan más estratégico y adaptado a los procesos de comercialización de cada organización que asesoramos. Así es cómo nos acercamos a algunos de nuestros canales clave tanto en términos de contenido y distribución de los mismos para cada red social que gestionamos.

Recuerde que cuando del mundo digital se trata: El Contenido es el rey.

Feliz inicio de mes.



Source link

Facebook Comments

About Caraota Internacional: